Todo sobre Otoplastia

otoplastia-nino-1

Orejas que sobresalen excesivamente de la cabeza pueden tener un impacto negativo muy considerable en la autoestima, ya sea en un niño o en un adulto. A través de la otoplastia, los pabellones auriculares prominentes se pueden corregir a cualquier edad y ya desde los cuatro años, lo suficientemente pronto como para prevenir efectos psicológicos secundarios. Muchos adultos optan por someterse a una otoplastia para mejorar la confianza en sí mismos y estar más satisfechos con la apariencia de sus orejas.

Tradicionalmente, la cirugía de otoplastia se ha realizado bajo anestesia general o sedación en un quirófano. Nosotros realizamos prácticamente la totalidad de estas intervenciones en adultos con solo anestesia local. A los niños normalmente les ponemos una ligera sedación.

Utilizando técnicas avanzadas de bloqueo del nervio auricular, podemos realizar esta cirugía sin dolor en pacientes adultos mientras están despiertos. Esto agrega un nivel de comodidad para nuestros pacientes que marchan a continuación a su casa.

Durante la otoplastia, reesculpimos la forma del cartílago de la oreja de se para crear un aspecto natural y establecemos una relación equilibrada entre la cabeza y el pabellón auricular. Las incisiones, que permiten el acceso al cartílago de la oreja las ocultamos detrás de la oreja, así no son visibles ya después de la cirugía. Utilizamos suturas especiales para conformar el cartílago y ocasionalmente podemos eliminar una pequeña cantidad del mismo si es demasiado prominente.

Este procedimiento de entre una a dos horas de duración puede cambiar para siempre, drástica y positivamente la imagen que un adulto o niño tiene de sí mismo, y por tanto, mejorar enormemente su calidad de vida. Y los resultados normalmente serán definitivos y para toda la vida.

Los pacientes se van a casa después del procedimiento y vuelven a la rutina normal en una semana. Ponemos una banda e en la cabeza para proteger las orejas, que retiramos en unos días, pidiéndole a los pacientes que la usen durante la noche durante el mes posterior a la cirugía.

Los pacientes deben evitar la actividad física vigorosa durante una semana después de la intervención. Es importante evitar manipulaciones agresivas o traumatismos en la oreja durante seis semanas. Los niños deben evitar las clases de gimnasia y deportes durante dos semanas, con el fin de ayudar así a un perfecto proceso de curación.

Fuente: https://doctormira.com

Avatar

Dr. Dario Lautaro Suarez Oyhamburú

Autor desde:  30 octubre, 2017

- Universidad de Egreso: Universidad Mayor de San Simón - Cochabamba - Bolivia

- Estudios de Post Grado: Cirugía de Aparato Digestivo y Videolaparoscopia en el Hospital de la Real y Benemerita Sociedad Portuguesa de Beneficencia de Sao Paulo, Brasil
Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva en el Hospital de la Real y Benemerita Sociedad Portuguesa de Beneficencia de Sao Paulo, Brasil

Miembro titular de la Sociedad Boliviana de Cirugía Plástica y la Sociedad Boliviana de Cirugía Plástica Filial Santa Cruz. Miembro titular de la Federación Iberolatinoamericana de Cirugía Plástica (FILACP) y miembro titular de la International Confederation for Plastic, Reconstructive and Aesthetic Surgery (IPRAS).